Tempo race

También conocida como ‘japonesa’, es una prueba que no tenía carácter oficial hasta su inclusión como segunda prueba del ómnium vigente en el presente ciclo olímpico.

Se trata básicamente de una puntuación, con sus mismas reglas y gestión de incidencias, sobre las distancias del cuadro adjunto, salvo que se adjudican puntos en cada sprint y solamente para el ganador (1 punto), y se mantiene la bonificación de 20 puntos por vuelta ganada. 

Los corredores saldrán según se determine en la hoja de salida la mitad agrarrados a la balaustrada y la otra mitad, sujetos en el pasillo de sprinters, según el orden de la general del ómnium en ese momento (cuando no es una prueba independiente).

La salida se da tras una vuelta neutralizada y en la cuarta vuelta sonará la campana iniciando el comienzo de los sprints.

No hay comentarios:

Publicar un comentario