Estrellas olímpicas (XXXII): 'Tata' Martins, a hacer realidad su segundo sueño en Tokio, que seguiremos con atención en España

Foto: Federaçao Portuguesa

La clasificación para los Juegos Olímpicos “fue la realización de un sueño que no esperaba que se hiciera realidad tan pronto”, confesaba la portuguesa María Martins cuando se oficializó su nombre como ocupante de la plaza que tan brillantemente había conseguido, la de la primera pistard portuguesa en unos Juegos. Aquel día se marcaba como objetivo “ganar un diploma olímpico sería otro sueño hecho realidad, pero quizás sería mucho pedir cumplir dos sueños tan difíciles a la vez".

Sin embargo, de verla quedar cuarta en el último Mundial o de ganar el pasado fin de semana la Copa del Mundo de San Petesburgo pensamos que es un objetivo más que factible para esta portuguesa de Moçarria, cerca de Santarem, que cumplía hace unos días, el 9 de julio, 22 años. Y así lo comenzaba a reconocer en una reciente entrevista a Lusa. “Cada día que pasa me siento más concentrada, mi cabeza cada vez más en Tokio. Esto ayuda en la preparación, en los días difíciles, salgo más fácilmente y hago mi mejor esfuerzo en el entrenamiento para estar en la mejor forma posible. No tengo ansiedad, pero sí ilusión, y eso me genera mucha motivación y resiliencia. Sigue siendo un sueño, pero veo que se hará realidad. No veo la hora de subirme a ese avión e ir a Tokio”.

Segunda por la izquierda, sentada, en sus tiempos de Sopela
Foto: Oscar Matxin / Sopela.

Una corredora a la que, a falta de olímpicas españolas, seguiremos especialmente de cerca, no sólo por su vecindad, sino que tiene una importante vinculación con España, ya que ‘Tata’, como se la conoce en el pelotón, estuvo corriendo dos años -2018 y 2019- en el Sopela vizcaíno, antes de saltar a un equipo internacional de más alto nivel como el Drops.

Su entonces director, Francisco Pla, destaca “su mentalidad como corredora. Cuando tenía algo en mente, cuando veía la oportunidad, y que el objetivo lo tenía a su alcance, se concentraba a tope, en preparación, en comida, en el entrenamiento. Una superprofesional. Y como persona no puedo decir nada malo de ella, era una super compañera de todas. También ha estado por casa varias veces, y con todos muy bien y aquí en mi casa y en Sopela tiene las puertas abiertas”. 

El técnico valenciano está convencido de que “va a ser una excelente profesional tanto en pista como en carretera” y que lo va a bordar en los Juegos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario